Sega ha anunciado el lanzamiento de Empire Divided, la nueva campaña descargable para Total War: Rome II. Esta expansión nos traslada hasta un momento crítico para el Imperio Romano, la crisis de la tercera centuria. Los jugadores podremos afrontar este desafío unificando las distintas facciones romanas o, por el contrario, tomar el control de alguno de los enemigos de Roma y, de este modo, asestar el golpe definitivo al imperio.

Podemos ver un avance de los contenidos de la campaña Empire Divided para Rome II en su tráiler de lanzamiento que tenéis a continuación:

Total War: ROME II – Empire Divided añade multitud de nuevos contenidos a Rome II, entre los que se incluyen 10 facciones jugables diferentes, nuevas condiciones para la conseguir la victoria y nuevas características de campaña tales como plagas, cultos y bandidaje. Asimismo, se introducen nuevas facciones heroicas, famosos líderes y eventos en cadena ya formulados, además de nuevos eventos específicos para cada período, misiones y disyuntivas y una reestructuración de las tecnologías e inclusión de nuevos edificios.

Esta nueva campaña se centra también en relatar las historias de los personajes y los poderes involucrados en este fascinante y próspero período. La historia nos sitúa en el año 270 d.C, una época en la que las disputas por conseguir el poder entre distintos emperadores ha provocado que el Imperio Romano se divida en tres facciones. La mayor crisis del Imperio Romano, que se encuentra al límite de entrar en una gran crisis económica. Esta situación tan convulsa provoca que las tribus bárbaras se hayan situado en las fronteras, dispuestas a saquear todas las riquezas del imperio.

Las legiones romanas se ven obligadas a asumir una postura defensiva al mismo tiempo que ven como decae su poderío. Aureliano intentará evitar esta situación tomando las riendas de Roma, pero será una misión casi imposible.